Cómo prevenir el cáncer de colon

La aparición del cáncer de colon está muy relacionada con diversos factores de riesgo, dependientes del estilo de vida. Por fortuna, pequeños cambios pueden prevenir la enfermedad.
Cómo prevenir el cáncer de colon
Leonardo Biolatto

Revisado y aprobado por el médico Leonardo Biolatto el 14 septiembre, 2021.

Escrito por Luis Rodolfo Rojas Gonzalez, 14 septiembre, 2021

Última actualización: 14 septiembre, 2021

El cáncer de colon es una de las enfermedades más temidas en los adultos mayores a nivel mundial. Suele ser resultado de factores genéticos, nutricionales y del estilo de vida que condicionan la proliferación de tumoraciones en el tejido colorrectal. ¿Te interesa conocer cómo prevenir el cáncer de colon? A continuación te contamos.

Las personas mayores de 50 años son el grupo de mayor prevalencia de esta patología. Estudios estiman que las neoplasias colorrectales son la segunda causa de cáncer más frecuente en hombres y mujeres, con más de 1 millón de casos anuales.

Dieta saludable para prevenir el cáncer de colon

La alimentación es la principal fuente de macronutrientes, vitaminas y minerales necesarios para el adecuado funcionamiento y mantenimiento del organismo. Algunas investigaciones sugieren que las dietas que promueven la inflamación aumentan el riesgo de padecer cáncer de colon. Por otro lado, existen varios alimentos capaces de ejercer un efecto protector sobre la mucosa colorrectal.

Alimentos que deben excluirse de la dieta

Las carnes rojas y las procesadas son los alimentos que guardan mayor relación con las neoplasias colónicas. Las mismas promueven la formación de agentes cancerígenos, como las nitrosaminas y nitrosamidas. En este sentido, mientras mayor es la ingesta de este tipo de productos, mayor es la probabilidad de proliferación de lesiones cancerígenas.

De igual manera, las sustancias dañinas, como los hidrocarburos aromáticos policíclicos, aumentan al cocinar las carnes rojas a altas temperaturas. Además, las carnes procesadas incluyen una gran cantidad de grasas saturadas y aditivos que promueven el crecimiento tumoral.

Por tal motivo, se recomienda disminuir el consumo de los siguientes alimentos para prevenir el cáncer de colon:

  • Carne de cerdo y tocino.
  • Cortes de res y cordero.
  • Embutidos.
  • Salchichas.
  • Comida rápida.

Los huevos, las aves y el pescado constituyen el sustito proteico ideal en la prevención múltiples tipos de cáncer. De igual forma, las legumbres y las setas son fuentes de proteína que pueden emplearse.

Alimentos que deben añadirse a la dieta

Las dietas con alto contenido de frutas, verduras y vegetales disminuyen en gran medida el riesgo de desarrollar cáncer de colon. Los nutrientes contenidos en estos alimentos ejercen un efecto protector contra el desarrollo de procesos tumorales. Los alimentos ricos en fibras contribuyen a mejorar el transito gastrointestinal y son de utilidad al prevenir el cáncer de colon.

Algunos estudios sugieren que por cada aumento de 10 gramos al día en el consumo de fibra se produce una reducción de hasta un 10 % del riesgo de padecer cáncer colorrectal. En este sentido, es recomendable iniciar añadiendo algo de fibra en el desayuno, como avena o cereales, con al menos 6 gramos de fibra por porción. El pan integral es otra opción ideal.

El acido fólico o vitamina B9 es uno de los principales micronutrientes involucrados en la prevención de esta patología. El mismo es capaz de inhibir el crecimiento de las células cancerígenas y se puede conseguir a partir de ciertos alimentos y en suplementos.

La vitamina D y la vitamina B6 también reducen el riesgo de inicio y progresión a etapas avanzadas del cáncer de colon. Además, el consumo de pescado rico en omega 3, comidas con ajo y productos lácteos se asocia con una menor incidencia de la enfermedad en hombres y mujeres.

Dieta rica en fibra para la prevención del cáncer de colon.
La fibra contenida en los vegetales mejora el tránsito intestinal y alivia el estreñimiento que se asocia al cáncer colorrectal.

Estilo de vida saludable para prevenir el cáncer de colon

Los malos hábitos son detonantes de múltiples patologías metabólicas, inflamatorias, circulatorias y neoplásicas. Por tal motivo, las modificaciones en el estilo de vida forman parte de las opciones disponibles para prevenir patologías.

Actividad física y peso saludable

El sobrepeso y el incremento de la grasa abdominal están vinculados con un mayor riesgo de padecer cáncer. De esta forma, es recomendable mantener un peso saludable, así como fijar un plan de nutrición y ejercicio para reducir algunos kilogramos en caso de ser necesario.

Por otro lado, la actividad física de intensidad moderada reduce la probabilidad de desarrollar pólipos en el intestino grueso o que los mismos evolucionen a procesos tumorales. En este sentido, se aconseja la realización de sesiones de ejercicio de 20 a 30 minutos, 2 a 4 veces por semana.

Cese del hábito tabáquico

El tabaquismo es responsable de la producción y absorción de sustancias químicas dañinas para el organismo. Este hábito condiciona la formación de casi todos los tipos de pólipos colónicos, así como su progresión a fases cancerígenas. Además, el consumo de cigarrillo es un factor de riesgo para el cáncer de pulmón, de hígado, de riñón, de estómago y de cuello uterino.

El cese del tabaquismo puede resultar una tarea ardua al inicio, sobre todo cuando se tiene un largo período con el hábito. Por tal motivo, se recomienda comenzar reduciendo el consumo de forma progresiva por días, así como evitar espacios que puedan promover la necesidad de fumar.

Reducir la ingesta de alcohol

El alcohol es responsable de aumentar las demandas orgánicas, causando daños en múltiples tejidos. El consumo excesivo de alcohol se relaciona con una mayor prevalencia de cáncer y un peor pronóstico en las personas diagnosticadas. Por tal motivo, la limitación en la ingesta es vital para prevenir el cáncer de colon.

Los especialistas recomiendan abandonar por completo el hábito, no obstante, esta situación puede resultar difícil. Por lo que la Asociación Americana Contra el Cáncer sugiere que los hombres no deben consumir más de 2 bebidas alcohólicas por día, mientras que las mujeres solo deben consumir 1 bebida al día.

Medicamentos preventivos

En la actualidad, la aspirina y los antiinflamatorios no esteroideos (AINES) como el ibuprofeno y el naproxeno, son considerados como fármacos protectores, capaces de reducir la incidencia de cáncer de colon. No obstante, los efectos secundarios de estos medicamentos determinan un mayor riesgo para algunas personas.

En los pacientes mayores de 50 años que padecen enfermedades cardíacas, el consumo de aspirina podría resultar beneficioso por su efecto antiagregante y anticancerígeno. Sin embargo, es necesario consultar al médico antes de iniciar el consumo.

La terapia hormonal en mujeres, las estatinas, los bifosfonatos y los antagonistas de angiotensina II (ARA II) también se relacionan con un potencial efecto inhibidor del crecimiento de células tumorales. Los mismos aún se mantienen en estudio, por lo que no se recomienda su consumo como medida para prevenir el cáncer de colon.

Aspirina para prevenir el cáncer de colon.
El uso de la aspirina como método de prevención del cáncer colorrectal continúa en estudio. Sin embargo, algunos profesionales ya la prescriben.

La detección temprana es la mejor forma de prevención

Las pruebas de identificación temprana del cáncer de colon constituyen la principal forma de prevenir esta afección. En este sentido, los pacientes con riesgo promedio y sin antecedentes familiares de la enfermedad deben iniciar la detección a partir de los 45 años. Los métodos incluyen el examen de sangre oculta en heces y la colonoscopia.

De igual forma, si se tiene historia médica de pólipos y síntomas intestinales anormales, como dolor, tenemos y sangre en heces, se debe buscar atención médica lo antes posible. Los especialistas en salud están capacitados para identificar la afección y brindar el abordaje más adecuado.

Te podría interesar...
Tratamiento del cáncer de colon
Muy SaludLeerlo en Muy Salud
Tratamiento del cáncer de colon

El cáncer de colon es un hallazgo frecuente en los adultos mayores, sin embargo, su tratamiento es tan efectivo que no ha sido modificado.



  • Luna-Abanto J, Rafael-Horna E, Gil-Olivares F. Cáncer colorrectal en adultos jóvenes: características clínico epidemiológicas en la población peruana. Rev. gastroenterol. Perú. 2017; 37( 2 ): 137-141.
  • Shivappa N, Godos J, Hébert J, Wirth M et al. Dietary Inflammatory Index and Colorectal Cancer Risk—A Meta-Analysis. Nutrients. 2017;9(9):1043.
  • Aune D, Chan DS, Lau R, Vieira R et al. Dietary fibre, whole grains, and risk of colorectal cancer: systematic review and dose-response meta-analysis of prospective studies. BMJ. 2011;343:d6617.
  • Dimitrov S, Hulteng E, Hong S. Inflammation and exercise: Inhibition of monocytic intracellular TNF production by acute exercise via β 2 -adrenergic activation. Brain, Behavior, and Immunity. 2017;61:60-68.
  • McTiernan A, Friedenreich CM, Katzmarzyk PT, Powell KE et al. Physical Activity in Cancer Prevention and Survival: A Systematic Review. Med Sci Sports Exerc. 2019;51(6):1252-1261.
  • Botteri E, Iodice S, Bagnardi V, Raimondi S et al. Smoking and colorectal cancer: a meta-analysis. JAMA. 2008;300(23):2765-78.