Cómo curar las llagas en la boca

Las aftas son una afección muy común que, en ocasiones, resulta difícil de tratar. Te enseñamos 6 formas con las que puedes controlarlas.
Cómo curar las llagas en la boca
Diego Pereira

Revisado y aprobado por el médico Diego Pereira el 22 noviembre, 2021.

Escrito por Josberth Johan Benitez Colmenares, 22 noviembre, 2021

Última actualización: 22 noviembre, 2021

Las llagas en la boca, también conocidas como úlceras bucales, aftas o estomatitis aftosa, son lesiones relativamente comunes en todas las edades. Pueden ser muy dolorosas, sin mencionar que impiden hablar y comer con libertad. Hoy te enseñamos 6 formas de curar las llagas en la boca para que hagas frente a este problema tan frecuente.

Las úlceras bucales de este tipo no son contagiosas y se pueden desarrollar por diversos motivos. Son más comunes durante la infancia y la adolescencia, aunque los adultos también pueden padecer de ellas. Muchas veces se desarrollan por una higiene bucal deficiente, infecciones o una dieta poco equilibrada. Condiciones como la enfermedad celíaca y la diabetes mellitus también pueden estar detrás.

6 formas de curar llagas en la boca

En general, las úlceras en la boca son benignas y se curan por sí solas luego de una o dos semanas. Pueden extenderse un par de días en función de muchos factores, y el dolor ocasionado al hablar, beber agua o comer pueden hacerte desear la aceleración del proceso de recuperación.

A grandes rasgos, las aftas se dividen en dos tipos: las recurrentes y las no recurrentes. Como podrás imaginar, tratar el primer tipo es una prioridad, ya que el lapso entre la curación de una lesión y la aparición de una nueva es muy pequeño (un par de días solamente).

En estos casos, los expertos recomiendan el uso de láser para reducir de inmediato el desarrollo y crecimiento de las aftas. Para los casos más graves, la evidencia sugiere que la ingesta de corticosteroides y levamisol pueden surtir un efecto deseado. En todo caso, te dejamos con 6 maneras de curar llagas en la boca que no puedes dejar de probar.

1. Enjuague bucal antimicrobiano

Dado que una respuesta débil a las bacterias de tu boca son una causa frecuente de aftas bucales, el uso de enjuagues bucales antimicrobianos puede ser una opción viable. Los investigadores lo han encontrado efectivo para reducir la duración de las aftas, así como para minimizar su recurrencia.

Es decir, si usas este tipo de enjuagues no solo podrás eliminar llagas en la boca, sino que impedirás que te sigan saliendo en el futuro. Lo ideal es que lo uses dos veces al día, y que lo acompañes por supuesto con una higiene bucal adecuada. Es muy importante que el producto que uses tenga propiedades antimicrobianas y que no sea solo hidroalcohólico.

2. Corticosteroides tópicos

Para curar las llagas en la boca pueden ser requeridos productos tópicos
El origen de las aftas recurrentes es multifactorial, al igual que existen varias modalidades de tratamiento disponibles.

Un estudio publicado en Acta Otorrinolaringológica (English Edition) en 2008 encontró que el uso de corticosteroides tópicos puede ser efectivo para aliviar el dolor y reducir los tiempos de curación. Se trata de una opción práctica, asequible y que además te permitirá reducir la frecuencia de las lesiones en el futuro.

Los expertos están de acuerdo que la terapia tópica puede ser la mejor opción para tratar llagas bucales recurrentes. Esto debido a que sus efectos secundarios son menores y sus beneficios se manifiestan por la mayoría de los pacientes que los usan.

3. Suplementos vitamínicos

De acuerdo con algunos investigadores, existen indicios de que la vitamina C, la vitamina B, el gluconato de zinc y la lisina tomados por vía oral pueden reducir el tiempo de curación de las aftas. Esto sujeto al condicionante de que debe optarse por su ingesta durante el primer o segundo día de la lesión. Más allá de eso, los efectos son menores.

También existen indicios de que los jugos de zanahoria, apio y melón pueden usarse como agentes complementarios. Aunque no existe una evidencia que valide al 100 % estos indicios, puedes usarlos como método de refuerzo. Al menos, y como veremos más adelante, te servirán para equilibrar tu dieta y mantener así tu sistema inmunitario a un óptimo nivel.

4. Gel de cúrcuma

La cúrcuma se ha asociado desde hace siglos con propiedades antiinflamatorias, analgésicas y antibacterianas. Esto llevó a un grupo de investigadores a probar la eficacia del gel de cúrcuma para el tratamiento de las úlceras aftosas. El uso del gel de cúrcuma redujo el dolor, la inflamación y el tamaño de lesión en contraste con el grupo de control (que recibieron un placebo).

A menudo, el gel de cúrcuma se vende en compañía de agentes inflamatorios, de manera que se potencia más su efectividad. Puedes optar por comprar el producto en tu farmacia más cercana, o en todo caso aplicar la cúrcuma directamente sobre la lesión. Este sería un tratamiento más casero.

5. Ácido hialurónico

Para curar las llagas en la boca se puede usar el ácido hialurónico
La mayoría de los productos que se usan para las aftas se aplican de forma tópica, lo cual favorece una mejor distribución del medicamento.

Un artículo publicado en Journal of Drug Delivery Science and Technology en 2020 valoró la eficacia de las películas bucales mucoadhesivas con ácido hialurónico. Encontró que es un tratamiento efectivo para hacer frente a estas lesiones, ya que reduce el tiempo de curación y la recurrencia.

Por supuesto, no es una opción recomendada para curar llagas en la boca que se manifiestan de forma irregular. En cambio, sí lo es para aquellos pacientes que deben lidiar con ellas a lo largo de todo el año. Otras opciones de administración de ácido hialurónico también pueden ser efectivas (consulta con un especialista cualificado).

6. Hielo

Por último, también puedes usar hielo para hacer frente a las lesiones aftosas. Es un método tradicional, muy simple, pero al mismo tiempo práctico para hacerles frente. El hielo actúa desinflamando el área afectada, reduciendo el dolor y contribuyendo al proceso de cicatrización. Todo esto se traduce en que la lesión sanará en un menor tiempo.

Consejos para prevenir llagas en la boca

En compañía de las opciones para curar llagas en la boca que hemos apuntado, puedes implementar una serie de hábitos que te ayudarán a prevenir las lesiones. Considera las recomendaciones siguientes:

  • Lava tu boca con un cepillo de dientes al menos tres veces al día.
  • Utiliza enjuague bucal e hilo dental con regularidad.
  • Asegúrate de dormir al menos 8 horas al día (la falta de sueño puede debilitar tu sistema inmunitario).
  • Evita el estrés y la tensión (también pueden comprometer tus defensas).
  • Asegúrate de mantener una dieta equilibrada con frutas, verduras y legumbres.
  • Evita el consumo de alimentos que puedan irritar la boca o provocarte lesiones (como la piña, por ejemplo).
  • Mastica con tranquilidad para evitar lesiones por mordidas en los laterales de tu cavidad bucal.
  • Utiliza cepillos de dientes con cerdas suaves y, si lo ameritas, un raspador de lengua.

Si las lesiones son muy comunes a pesar de tener en cuenta esto, es probable que debas considerar ir a un especialista. La mayor parte del tiempo las aftas son benignas, y no siempre se pueden encontrar sus desencadenantes, pero en ocasiones son un síntoma de una afección diagnosticable (como la enfermedad celíaca).

Si así lo deseas, también puedes optar por el uso de remedios caseros para curar llagas en la boca. Bolsas de té frías aplicadas en la lesión, leche de magnesia, bicarbonato de sodio y demás pueden reportarte alivio. Evita probar muchos métodos al mismo tiempo para no irritar la zona con tantos agentes.

Te podría interesar...
Las 10 enfermedades bucales más comunes
Muy Salud
Leerlo en Muy Salud
Las 10 enfermedades bucales más comunes

Existen muchos tipos de enfermedades bucales comunes en la población, pero las caries y las gingivitis son las más prevalentes de todas.



  • Abo-shady, A. Z., Elkammar, H., Elwazzan, V. S., & Nasr, M. Formulation and clinical evaluation of mucoadhesive buccal films containing hyaluronic acid for treatment of aphthous ulcer. Journal of Drug Delivery Science and Technology. 2020; 55: 101442.
  • Anand, V., Gulati, M., Govila, V., & Anand, B. Low level laser therapy in the treatment of aphthous ulcer. Indian Journal of Dental Research. 2013; 24(2): 267.
  • Barrons, R. W. Treatment strategies for recurrent oral aphthous ulcers. American journal of health-system pharmacy. 2001; 58(1): 41-50.
  • MacPhail, L. Topical and systemic therapy for recurrent aphthous stomatitis. In Seminars in cutaneous medicine and surgery. 1997; 16 (4): 301-307.
  • Manifar, S., Obwaller, A., Gharehgozloo, A., Boorboor Shirazi Kordi, H. R., & Akhondzadeh, S. Curcumin gel in the treatment of minor aphthous ulcer: A randomized, placebo-controlled trial. فصلنامه علمی پژوهشی گیاهان دارویی,. 2012; 11(41): 40-45.‎
  • McBride, D. R. Management of Benign Aphthous Ulcers. American family physician. 2000; 62(1): 149-154.
  • Quijano, D., & Rodríguez, M. Topical corticosteroids in recurrent aphthous stomatitis. Systematic review. Acta Otorrinolaringologica (English Edition). 2008; 59(6): 298-307.