7 claves para evitar el burnout

Hacer ejercicio con regularidad, comer una dieta balanceada y dormir lo suficiente son algunos de los hábitos que puedes seguir para evitar el burnout. Te mostramos de qué otras formas podrías hacerlo.
7 claves para evitar el burnout

Escrito por Daniela Andarcia, 09 Abril, 2021

Última actualización: 09 Abril, 2021

El burnout es conocido como el agotamiento emocional, físico y mental que una persona puede llegar a presentar por los eventos demandantes a los que somete. Cuidar a un familiar enfermo, leer noticias perturbadoras o trabajar por muchas horas puede provocar agotamiento. Pero ¿cómo evitar el burnout?

En algunos casos, es difícil detectarlo, por lo que es posible que lo padezcas ahora mismo y no saberlo. Identificar los signos del agotamiento y aprender a prevenirlo, podría ayudarte a tener una vida más placentera. Descubre algunas claves para evitar el burnout.

¿Qué es el burnout?

Es posible evitar el burnout.
Todos los trabajadores son susceptibles de sufrir burnout.

No se debe confundir el burnout con fatiga ordinaria. El primero se considera una condición de estrés severo que nubla las perspectiva de la vida de quien lo padece, tiende a ser más pesimista y a sentirse desesperanzado.

El lidiar con el estrés y las responsabilidades del día puede convertirse en un desafío total. Una de las características del burnout es que no desaparece si no se trata y este conlleva a desarrollar tanto enfermedades físicas como mentales, algunos ejemplo son depresión, diabetes y enfermedades cardíacas.

¿Quién lo padece?

Aunque cualquiera que se somete bajo un estrés constante puede experimentar burnout, los profesionales más vulnerables a esta condición son aquellos que trabajan en el área de la salud; enfermeras, médicos, socorristas, entre otros.

Por otro lado, un estudio realizado por Frontiers in Psychology afirma que no solo los médicos y los ejecutivos de negocios son propensos a desarrollar agotamiento extremo, también tienden a padecerlo las madres y los padres.

Asimismo las características personales y la necesidad de control también podrían propiciar el burnout, como por ejemplo ser perfeccionista o intentar ser el número uno.

Signos del burnout

Es posible que experimentes agotamiento, pero esta lista de síntomas te podría ayudar a estar seguro de que lo padeces.

  • Aislamiento: sentirse abrumado es uno de los síntomas del burnout, por lo tanto tiendes a dejar de frecuentar a tus amigos, familiares o conocidos. Poco a poco haces a un lado tu vida social.
  • Agotamiento: el agotamiento no solo involucra el cansancio físico, sino también el emocional. Algunos síntomas físicos asociados son problemas estomacales, dolor de cabeza, alteración del sueño y el apetito.
  • Irritabilidad: perder la paciencia con facilidad es un signo de agotamiento. Si te irrita compartir o mantener conversaciones con amigos, familiares o compañeros de trabajo, es posible que tu mente te esté indicando que algo no anda bien. Las actividades cotidianas como llevar al niño al colegio o prepararse para una reunión pueden hacerte sentir oprimido.
  • Fantasear: Es frecuente que las personas que se someten bajo un estrés constante, para disminuir la tensión, tienden a llevar a su mente a navegar o vacacionar en solitario. Existen casos extremos que recurren al alcohol, las drogas o a atracones de comida para aliviar el dolor emocional.
  • Enfermedades frecuentes: el estrés y el agotamiento a largo plazo debilitan el sistema inmunitario, por lo que las personas son más propensas a tener gripe, resfriado e incluso insomnio. Otras de las enfermedades asociadas son los problemas de salud mental como la ansiedad y la depresión.

7 claves para evitar el burnout

Aunque es casi imposible no tener una dosis de estrés cotidiano, puede que el burnout sí se pueda evitar. Estos consejos podrían ayudarte:

1. Haz ejercicios con regularidad

El ejercicio trae consigo muchos beneficios. Entre los más destacados se encuentran liberar estrés, mantener una buena condición física y proporcionar un impulso emocional. Recuerda que no se requiere cumplir con horas de entrenamiento para notar las ventajas.

Hacer ejercicio moderado, caminatas cortas o un entrenamiento de bajo impacto es más que suficiente para mejorar la salud. Existe evidencia científica de que esta actividad puede disminuir la mortalidad y tratar la depresión severa.

2. Realiza un análisis de trabajo

Las sobrecargas de trabajo nunca son saludables. Tener una lista interminable de actividades que debes cumplir durante el día es desmoralizador, estresante y conduce directo al agotamiento.

Hacer un análisis del trabajo te permitirá identificar aquellas tareas que son importantes de las que no y, además, podrás delegar funciones que sabes que son un peso que no puedes cumplir. Asimismo, una reunión oportuna con tu jefe acerca de la sobrecarga podría evitarte muchos padecimientos de salud a futuro.

3. Come una dieta balanceada

Procura crear una rutina alimenticia donde incluyas los ácidos grasos omega 3. De acuerdo a una investigación publicada en Translational Psychiatry, estos ácidos tienen efectos beneficiosos sobre la depresión. La linaza, la nuez y el pescado son algunos alimentos ricos en omega 3 que podrían ayudar a mejorar tu estado de ánimo.

Si es necesario toma una cita con el dietista. Este experto te ayudará a armar una alimentación balanceada y ajustada para ti.

4. Duerme lo suficiente

Para evitar el burnout es necesario dormir bien.
Un buen hábito de sueño influye sobre varios aspectos de la salud mental.

Para restablecer todas las funciones, el cuerpo requiere de tiempo para descansar. Respetar el horario de sueño es la forma más efectiva para liberar estrés y mantener la mente clara para afrontar el día siguiente.

Evitar el consumo de cafeína antes de ir a la cama, dejar los aparatos electrónico en otra habitación e ir a dormir y despertar a una misma hora, son algunas de las recomendaciones ofrecidas por Sleep Foundation para promover una buena higiene del sueño.

5. Trabaja con un propósito

Podría ser la hora de redescubrir un propósito nuevo. Si sientes que tu carrera laboral no te satisface, el estar y cumplir por muchas horas en un espacio donde no tienes una razón, se convierte a la larga en un peso que te estás obligando llevar.

Planifica y analiza aquello que te motiva cumplir con tu trabajo además de ganar un sueldo. ¿Te llena? ¿Te sientes feliz con ello?

6. Aprende a manejar el estrés

Practicar la respiración profunda, meditación o yoga e incluso llevar un diario donde detalles aquello que te causó estrés en tu día puede ayudarte a liberar la carga. El estrés a corto plazo contribuye al agotamiento.

Mantener pensamientos positivos es un buen hábito que puede ayudarte a manejar el cansancio mental.

7. Pide ayuda

El pedir ayuda en momentos de tensión es la mejor opción. Si eres de las personas a las que se les dificulta pedir ayuda, entonces considera armar un plan de autocuidado con familiares y amigos cercanos para que se puedan cuidar del uno al otro.

El burnout va más allá de una fatiga ordinaria

El burnout es una condición que puede traer graves consecuencias para tu salud y desarrollo personal. Tu productividad y creatividad pueden caer de forma drástica, este causa ansiedad y afecta tu bienestar y relaciones con amigos, familiares y conocidos a tal punto de evitar cualquier contacto social.

Si eres de las personas que cuida a un enfermo, está a cargo de niños o se expone a largas horas de trabajo, es posible que estés haciendo a un lado tu cuidado personal, por lo que se recomienda que hagas un espacio para las actividades que te gustan y te hacen sentir feliz.

Recuerda que el agotamiento puede ser muy difícil de tratar, cuanto más lo puedas evitar será mucho más beneficioso para tu salud. Cumplir con una rutina de ejercicio, mantener una dieta balanceada, identificar qué actividades son las que te causan mayor estrés y dormir lo suficiente son algunas claves para prevenir el burnout.

Ahora bien, si intuyes que presentas signos de burnout, acude cuanto antes a un especialista para evitar que esta condición se agrave. Este te ayudará a encontrar la mejor herramienta para afrontar la crisis.

Te podría interesar...
Agotamiento mental: síntomas, causas y cómo evitarlo
Muy SaludLeerlo en Muy Salud
Agotamiento mental: síntomas, causas y cómo evitarlo

El agotamiento mental implica una serie de síntomas físicos y psicológicos que aparecen sobre todo por estrés. ¡Descubre cómo prevenirlo!



  • Roskam, I., Raes, M. E., & Mikolajczak, M. (2017). Exhausted Parents: Development and Preliminary Validation of the Parental Burnout Inventory. Frontiers in psychology, 8, 163. https://doi.org/10.3389/fpsyg.2017.00163
  • Belvederi Murri, M., Ekkekakis, P., Magagnoli, M., Zampogna, D., Cattedra, S., Capobianco, L., Serafini, G., Calcagno, P., Zanetidou, S., & Amore, M. (2019). Physical Exercise in Major Depression: Reducing the Mortality Gap While Improving Clinical Outcomes. Frontiers in psychiatry, 9, 762. https://doi.org/10.3389/fpsyt.2018.00762
  • Liao, Y., Xie, B., Zhang, H., He, Q., Guo, L., Subramaniapillai, M., Fan, B., Lu, C., & Mclntyer, R. S. (2019). Efficacy of omega-3 PUFAs in depression: A meta-analysis. Translational psychiatry, 9(1), 190. https://doi.org/10.1038/s41398-019-0515-5
  • Sleep Foundation [Published 2020 Jul 30]. Healthy Sleep Tips. Available from: https://www.sleepfoundation.org/sleep-hygiene/healthy-sleep-tips
  • Salvagioni, D., Melanda, F. N., Mesas, A. E., González, A. D., Gabani, F. L., & Andrade, S. M. (2017). Physical, psychological and occupational consequences of job burnout: A systematic review of prospective studies. PloS one, 12(10), e0185781. https://doi.org/10.1371/journal.pone.0185781