¿Qué es la tricomoniasis?

La tricomoniasis se caracteriza en algunas personas por no presentar síntomas, aproximadamente un 30 % de los contagiados no desarrolla ningún indicio. Te mostramos más detalles sobre esta enfermedad de transmisión sexual.
¿Qué es la tricomoniasis?
Diego Pereira

Revisado y aprobado por el médico Diego Pereira el 15 julio, 2021.

Escrito por Daniela Andarcia, 15 julio, 2021

Última actualización: 15 julio, 2021

La tricomoniasis, también conocida como tric, es una de las enfermedades de transmisión sexual (ETS) más comunes. Es causada por el parásito protozoario Trichomonas vaginalis que se transmite de persona a persona por el contacto genital o el uso compartido de juguetes sexuales.

A pesar de que los síntomas son poco frecuentes, las mujeres son más propensas a desarrollarlos. Estos incluyen; picazón, irritación y secreción. Los hombres, por su parte, pueden sentir dolor o ardor al orinar y después de eyacular. Te mostramos más detalles de esta enfermedad a continuación.

Síntomas de la tricomoniasis

La tric es una infección que, por lo general, no presenta síntomas. De acuerdo a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades​ (CCPEEU), solo el 30 % de los contagiados reporta algún síntoma. Además, existe evidencia científica de que el 85 % de las mujeres infectadas no manifiestan ninguno.

Ahora bien, cuando los síntomas aparecen, suele ser entre 5 y 28 días después de contraer la infección. Sin embargo, esto también puede ocurrir después de varios meses. Veamos cuáles son los síntomas en mujeres y hombres.

Síntomas en mujeres

La tricomoniasis en mujeres
A pesar de que los síntomas de la tricomoniasis en las mujeres son evidentes, estos pueden ser confundidos con muchas infecciones vaginales que requieren distintos tratamientos.

Los síntomas de esta enfermedad son más notables en mujeres que en hombres. Algunos de ellos son los siguientes:

  • Picazón o ardor en la vagina.
  • Enrojecimiento o hinchazón genital.
  • Secreción vaginal espumosa, con olor desagradable y de color blanco, gris, amarillo o verde.
  • Manchado o sangrado vaginal.
  • Micción urgente o frecuente.
  • Dolor al orinar o durante las relaciones sexuales.

Esta enfermedad de transmisión sexual también puede causar complicaciones, sobre todo, en mujeres embarazadas. Cuando se está infectada durante la gestación, aumentan las probabilidades de tener un parto prematuro o un bebé con bajo peso al nacer.

Síntomas en hombres

Es poco frecuente que los hombres desarrollen síntomas, pero cuando lo hacen, los más comunes son los siguientes:

  • Secreción uretral.
  • Dolor al orinar o al eyacular.
  • Micción urgente o frecuente.
  • Molestia en el pene.

Causas de la tricomoniasis

La tricomoniasis es provocada por el parásito protozoario Trichomonas vaginalis a través del contacto genital o el uso compartido de juguetes sexuales. En mujeres, este causa una infección en la vagina y la uretra, mientras que en hombres, la infección solo se produce en la uretra.

Una vez infectada, la persona puede transmitir la enfermedad a otra si mantienen relaciones sexuales sin condón o cualquier otro método anticonceptivo de barrera. Por fortuna, esta no se contagia a causa de besos, abrazos, compartir vasos o platos o sentarse en el asiento del inodoro. Tampoco existe riesgo si hay un contacto sexual que no incluye los genitales.

Diagnóstico

Dado que los síntomas de la tricomoniasis pueden ser similares a los de trastornos cutáneos y otras enfermedades de transmisión sexual, el diagnóstico definitivo tiene que hacerse con un examen físico. Descubre cómo es para cada caso:

Diagnóstico en mujeres

En mujeres, el examen físico muestra si existe inflamación, secreción y mal olor en la vagina. Esta enfermedad también puede ocasionar irritación en el cuello uterino, lo que solo se puede verificar con un reconocimiento médico.

Para ello, el especialista toma una pequeña muestra de las secreciones vaginales, que puede ser introduciendo un hisopo en la vagina, la uretra o el cuello uterino, y las observa con un microscopio. Este procedimiento, llamado montaje húmedo, se emplea para visualizar el parásito.

No obstante, existen casos en los que el parásito no se puede observar llevando a cabo este proceso, por lo que el médico puede proceder a cultivar las secreciones vaginales en un medio especial, que permita el crecimiento del microorganismo, y así aumentar las probabilidades de identificarlo. Otra forma de diagnóstico es realizar un análisis de orina.

Diagnóstico en hombres

La tricomoniasis en hombres
Los hombres pueden tardar un poco más que las mujeres en solicitar atención médica por motivos culturales. Además, los síntomas pueden confundirse con una infección urinaria.

En los hombres, el diagnóstico se puede realizar a partir de un examen físico, un análisis de orina o un cultivo de secreción uretral, que consiste en insertar un hisopo en la uretra.

Tratamiento

Para tratar esta infección los especialistas recomiendan antibióticos, por lo general, metronidazol (Flagyl) o tinidazol (Tindamax). También sugieren no consumir alcohol durante las primeras 24 horas después de tomar metronidazol o las primeras 72 después de la dosis de tinidazol, ya que se pueden experimentar náuseas y vómitos intensos y persistentes.

Una vez iniciada la medicación, se aconseja abstenerse a tener relaciones sexuales sin protección por al menos una semana o hasta que los síntomas desaparezcan por completo.

Así mismo, es esencial que sus parejas sexuales se hagan la prueba y tomen el medicamento, dado que no tener ningún síntoma no quiere decir que no pueda estar contagiado. Esto, a su vez, reduce las probabilidad de reinfección.

¿Existen complicaciones de la tricomoniasis?

Si tienes tricomoniasis, eres más propenso a contraer otras ETS. La inflamación genital, por ejemplo, aumenta el riesgo de contagio y posterior transmisión de VIH.

Otras enfermedades como la gonorrea, la clamidia y la vaginosis bacteriana también son más frecuentes cuando se tiene tric y, de no tratarse, pueden causar la enfermedad pélvica inflamatoria (EIP), conocida por causar dolor abdominal o pélvico crónico, obstrucción de las trompas de Falopio a causa del tejido cicatricial y esterilidad.

Prevención de la tricomoniasis

La única forma de estar completamente exento de esta enfermedad es abstenerse a tener relaciones sexuales. Sin embargo, existe evidencia científica de que los condones pueden disminuir las probabilidades de contagio.

Por ello, siempre deben usarse si uno de los integrantes de la pareja está contagiado o tiene un mayor riesgo de estarlo. Además, es importante tener en cuenta que el parásito se puede transmitir a través de los juguetes sexuales y otros objetos que tengan contacto con el área genital.

Te podría interesar...
Gonorrea: síntomas, causas y tratamiento
Muy SaludLeerlo en Muy Salud
Gonorrea: síntomas, causas y tratamiento

La gonorrea es una infección de transmisión sexual que afecta a millones de personas de forma anual. Rara vez provoca infecciones graves.