¿Es posible reducir los poros abiertos?

Los poros abiertos le dan al cutis un aspecto poco saludable, aún cuando no siempre estén relacionados con un problema de acné.
¿Es posible reducir los poros abiertos?
Diego Pereira

Revisado y aprobado por Diego Pereira el 04 Junio, 2021.

Escrito por Maite Córdova Vena, 05 Junio, 2021

Última actualización: 05 Junio, 2021

Bien sea por cuestiones de belleza, salud o ambas, lo cierto es que muchas personas aspiran a lucir el cutis perfecto. Este concepto está especialmente asociado con la idea de frescura y un número mínimo (o incluso inexistente) de imperfecciones, como pueden ser los poros abiertos, las espinillas o las manchas.

Sin embargo, lo que vendría a ser un “cutis perfecto” en realidad sería una piel que presente un buen equilibrio en la mayoría de sus características, entre las que destacarían la hidratación y la elasticidad. Y para sorpresa de muchos, la lozanía de la piel no se determina por la ausencia de poros dilatados.

Los poros abiertos o dilatados no son exclusivamente característicos de las pieles grasas, mixtas o con tendencia al acné. Los poros abiertos o dilatados pueden formar parte de una piel sana tanto de hombres como de mujeres, independientemente de su edad y origen étnico. Veamos más sobre esto a continuación.

¿Qué hay que saber sobre los poros?

Los poros abiertos no son una enfermedad
Todas las personas tienen poros en el rostro, por lo que cuando son muy evidentes solo representan un problema estético.

A pesar de que se asocian con una mala limpieza, producción excesiva de sebo e incluso con signos de envejecimiento, los poros abiertos son un signo benigno que viene determinado por la genética. Por ello mismo, no constituyen un trastorno cutáneo, sino un problema meramente estético.

Se pueden localizar en cualquier partedel rostro, aunque parece que tienden a ser más notorios en la llamada zona T y las mejillas. Por lo general, quien considera que tiene poros dilatados tiende a verlos de un tamaño mucho mayor al que realmente puedan tener al examinarlos bajo una lupa, por la misma preocupación o inquietud que le generan.

Coloquialmente hablando, “poro” es el término que utilizamos para nombrar al orificio por el que el folículo pilosebáceo desemboca para verter sebo e hidratar la superficie de la piel.

De acuerdo con expertos en dermatología, en los últimos años, los principales factores asociados a la aparición de poros abiertos son la mayor producción de sebo, el acné inflamatorio, el uso de productos comedogénicos, el envejecimiento y el daño solar.

Por otro lado, señalan que debido a las fluctuaciones hormonales que pueden presentarse a lo largo del ciclo menstrual, las mujeres pueden notar que sus poros aumentan de tamaño durante la ovulación. Aunque aún persiste la idea de que los hombres tienden a tener poros dilatados con mayor frecuencia que las mujeres.

De acuerdo con un minucioso estudio publicado en la revista Clinical, Cosmetic and Investigational Dermatologylos poros abiertos o dilatados no son necesariamente una consecuencia de una alteración en la producción de sebo, como se suele creer. Según lo que pudieron observar, estos no constituyen más que un problema estético.

¿Cómo disimular los poros abiertos?

Los poros abiertos pueden mejorarse
El cuidado constante es fundamental para que la piel luzca atractiva.

No todos los tipos de piel son iguales. Dependiendo de cuáles sean sus necesidades, una piel puede requerir más o menos hidratación para lucir sana, por ejemplo.

Cuidando a diario el tipo de piel de acuerdo a sus necesidades, no solo puedes mitigar los poros abiertos y lograr un aspecto más atractivo, sino que puedes prevenir muchas imperfecciones y problemas de salud cutáneos. Por ello, cuanto mejor conozcas tu tipo de piel, mejor podrás atenderla en cada etapa de tu vida.

Recomendaciones prácticas

  • No es necesario que utilices agua caliente para lavarte el rostro y “limpiar” los poros. El agua caliente podría resecar en exceso la piel y hacerla más propensa a producir mayor cantidad de sebo. También puede enrojecerla y hacer que los poros sean aún más evidentes.
  • La temperatura ideal para lavarse el rostro es tibia.
  • No es necesario que te apliques compresas de hielo ni te laves con agua fría para “cerrar” los poros. El frío no hace que los poros se cierren, tan solo hace que -temporalmente- tengan un menor tamaño.
  • Más que luchar contra el tamaño de los poros, lo que se recomienda es aprender a cuidar la piel para evitar que los poros abiertos se conviertan en imperfecciones (espinillas, comedones o incluso granos).
  • La exfoliación regular (según indique el dermatólogo) y el uso de los productos adecuados puede ayudar a lucir un cutis sano, sin poros obstruidos.
  • Protegerse del sol con los productos adecuados (tanto en el día a día como en espacios al aire libre, como la playa o la montaña).

Como recomendación final: si consideras que el aspecto de tu piel puede ser mejorable, pero no sabes cómo conseguirlo, consulta con un dermatólogo. El especialista podrá indicarte todo lo que necesitas saber sobre qué productos utilizar, qué evitar de ahora en adelante, y muchos más aspectos que te permitirán mantener tu piel sana y bonita.

Te podría interesar...
Agua micelar: ¿qué es y para qué sirve?
Muy SaludLeerlo en Muy Salud
Agua micelar: ¿qué es y para qué sirve?

El agua micelar se ha convertido en un producto de belleza infaltable en el tocador. Se usa como desmaquillante, pero tiene otros beneficios.



  • Azcona, L. 2006. “Piel Grasa y Acneica | Farmacia Profesional.” Farmacia Profesional 20 (8): 60–63. https://www.elsevier.es/es-revista-farmacia-profesional-3-articulo-piel-grasa-acneica-13092626.
  • Chan, Lydia. 2017. “Enlarged Pores.” DermNet NZ. https://dermnetnz.org/topics/enlarged-pores/.
  • Dong, Joanna, Julien Lanoue, and Gary Goldenberg. 2016. “COSMETIC DERMATOLOGY Enlarged Facial Pores: An Update on Treatments.” CUTIS.COM. Vol. 98.

  • Flament, Frederic, Ghislain Francois, Huixia Qiu, Chengda Ye, Tomoo Hanaya, Dominique Batisse, Suzy Cointereau-Chardon, Mirela Donato Gianeti Seixas, Susi Elaine Dal Belo, and Roland Bazin. 2015. “Facial Skin Pores: A Multiethnic Study.” Clinical, Cosmetic and Investigational Dermatology 8 (February): 85–93. https://doi.org/10.2147/CCID.S74401.

  • Lee SJ, Seok J, Jeong SY, Park KY, Li K, Seo SJ. Facial Pores: Definition, Causes, and Treatment Options. Dermatol Surg. 2016 Mar;42(3):277-85. doi: 10.1097/DSS.0000000000000657. PMID: 26918966.