Mindset: el entrenamiento mental para el éxito

El mindset es una forma de pensar que afecta las metas, deseos y determinación de las personas. Te mostramos todo lo que debes saber sobre este entrenamiento.
Mindset: el entrenamiento mental para el éxito
Laura Ruiz Mitjana

Revisado y aprobado por la psicóloga Laura Ruiz Mitjana el 02 junio, 2021.

Escrito por Daniela Andarcia, 04 diciembre, 2020

Última actualización: 02 junio, 2021

Sin cruzar la línea a lo mágico o pensar que los problemas se resuelven al instante solo por pensar positivo y agitar una varita, parece que existe una diferencia significativa entre las personas que tienen un mindset o pensamientos optimistas recurrentes de aquellos que no.

Un estudio publicado por American Journal of Epidemiology sugiere que las personas con mentes positivas tienen menor riesgo de sufrir una muerte temprana a causa de cardiopatía, accidentes cerebrovasculares o enfermedades respiratorias.

Aunado a esto y de acuerdo con el mismo estudio, dichas personas con pensamientos positivos tienden a tener mejor calidad de vida, más salud física y psicológica, niveles de energía elevados, se recuperan con rapidez de lesiones o enfermedades, son menos depresivas y tienen mayor habilidad de afrontamiento y manejo del estrés.

Descubre qué es el mindset, cuántos tipos hay y cuál es el mejor entrenamiento mental para llegar al éxito.

¿Qué es mindset?

Mindset significa ‘mentalidad’ y es un término usado en los estudios y teorías de la Dra. Carol Dweck, autora del libro “Mindset: la nueva psicología del éxito” y profesora de psicología en la Universidad de Stanford.

De acuerdo con esta especialista, la forma de pensar juega un papel primordial en las metas, deseos y determinación, lo que podría definir a un individuo en su actitud para alcanzar el éxito o no. Sugiere que existen dos tipos de mentalidad: fixed mindset y growth mindset, opuestas entre sí.

Teoría mindset.
Dos tipos de mindset configurarían la posibilidad de éxito o no.

Tipos de mindset

Todo radica en si las cualidades como talento e inteligencias son rasgos cambiantes o fijos. La mentalidad fija o fixed mindset se refiere a aquellas personas que están convencidas que esas dos cualidades (habilidad e inteligencia) son talentos innatos, no se desarrollan y son inmutables.

Bajo esta teoría, se podría decir que creen que la habilidad para comprender las ciencias o ser excepcional en un deporte es porque de alguna forma naciste con esos atributos. Este tipo de mentalidad tiende a un comportamiento que implica las siguientes características:

  • Preocuparse por parecer más listos.
  • Desistir ante un obstáculo y eludir los retos.
  • No les gustan las críticas, aunque sean constructivas.
  • Se sienten disminuidos con el éxito de otros.
  • Abandonan tareas complejas.

La mentalidad de crecimiento o growth mindset se diferencia por mucho de la antes descrita. No cree que nazcas con una habilidad innata. Por el contrario, dan crédito a que el desarrollo de las habilidades e inteligencias es adquirido mediante compromiso y trabajo duro. Un growth mindset es más positivo, se apasiona por los retos, tiene deseos constantes de aprender, escucha las críticas y cree que las destrezas se logran con esfuerzo.

Estos tipos de mentalidades podrían no ser permanentes en las personas. Depende en mayor medida de las circunstancias que enfrentan en la vida y cómo impactan en ellas. Aún así, una mentalidad de crecimiento garantiza un mayor éxito.

Según un estudio publicado en Brain Science, el growth mindset también está vinculado con la motivación intrínseca, conocida por ser aquella que impulsa a hacer las cosas por el simple gusto de hacerlas. En la propia ejecución se obtiene una recompensa.

¿Qué tipo de mentalidad posees?

Puede que ya lo sepas, pero algunas declaraciones podrían ayudar a confirmarlo. ¿Con cuál de las siguientes afirmaciones te sientes identificado?

  1. Crees que las personas nacen con solo una habilidad y tienen que descubrirla, aunque también existe la posibilidad de no nacer con ninguna.
  2. Las habilidades solo se adquieren con práctica, destrezas y capacitándote para ello.
  3. Todo ser humano tiene la capacidad de cambiar su estilo de vida si se esfuerza.
  4. Hay personas que nacen menos inteligente que otras y por mucho que se esfuercen no alcanzarán a desarrollar ciertas habilidades.
  5. El secreto para adquirir nuevas habilidades consiste en estar comprometido para ello.
  6. No hay mucho que se pueda hacer para cambiar quién se es.

Si te inclinas por las posturas 1, 4 y 6 puede que seas una persona con mentalidad fija. En cambio, si tus opciones se encuentran con las afirmaciones 2, 3 y 5 tiendes a una mentalidad de crecimiento.

Por fortuna, sí se puede cambiar de mentalidad. Según la Dra. Dweck toda persona tiene la capacidad de cambiar, ser más positivo, centrarse en los resultados y comprender que el esfuerzo, el trabajo arduo y la dedicación son los requisitos necesarios para conseguir el éxito.

Consejos para entrenar tu cerebro en el mindset

Estos consejos pueden ayudarlo a entrenar su cerebro y conseguir una perspectiva diferente para cumplir con las metas.

1. Desarrolla una mentalidad positiva

Tener una actitud positiva ante las circunstancias ayuda a disminuir el estrés. Esto no consiste en pensar que algo mágico cambiará la situación, por el contrario, se refiere a mirar el panorama con detenimiento y ver si se puede sacar provecho del asunto.

Bien sea ocupando el tiempo en otra actividad o aprendiendo algo nuevo para que esa situación problemática no se repita. Efectivamente, el guardar luto por algún evento que no salió como lo prevemos es normal y a veces necesario.

Así mismo, rodéate de personas positivas que te ayudarán a mejorar la autoestima y enfocarte en la posibilidad de alcanzar las metas. Tenerlas a tu alrededor te animará a tener un enfoque diferente.

2. Evita creencias autolimitantes

Las creencias autolimitantes disminuyen la capacidad de intentar de nuevo luego de sufrir una recaída. En general, los pensamientos limitantes tienden a justificarse y son la barrera perfecta para frenar los pensamientos positivos.

Evitan que el individuo salga del área de confort, por lo que alcanzar las metas o el éxito puede resultar difícil y hasta imposible de lograr. Según una investigación, los pensamientos autolimitantes están vinculados con una baja autoestima y poca confianza en uno mismo.

3. No pensar en extremos

Los extremos no son buenos. Pensamientos como eres el más inteligente de los inteligentes o eres un fracaso en todo son considerados negativos y limitantes para el fortalecimiento mental.

Asimismo, se ha demostrado que este tipo de pensamientos son síntomas de ansiedad y depresión, pues crean una sensación de que si no ejecutas a la perfección una tarea o si no cumples a cabalidad con algunos estándares, entonces no sirves para nada. ¿Si no eres el mejor, no tienes talento? No lo creas, las virtudes y destrezas humanas son variopintas, así como los logros.

Si dejas que este tipo de pensamientos extremos formen parte de tu día a día, emprender y materializar tus proyectos con éxito no será posible, ya que tu mente te condiciona. Una forma de combatir estos pensamientos es revisar la situación y darte cuenta de las ventajas que obtuviste al exponerte.

4. Conéctate al propósito

El pilar fundamental de la motivación es tener un propósito claro y real. Las metas a mediano y corto plazo son buenas para tomar seguridad. Las mismas deben estar basadas en la disciplina y un buen plan para llevarlas a cabo.

Empieza haciendo pequeñas cosas y encuentra el sentido del por qué es importante para ti invertir tiempo y energía en esa acción o proyecto. Esto te ayudará a encontrar tu verdadero propósito y desestimar con más soltura los que no son de tu interés.

Del mismo modo, existe evidencia científica que sugiere que escribir las metas, comprometerse con los pasos y desarrollar una red de apoyo son fundamentales para aumentar las probabilidades de éxito.

Alcanzar las metas con mindset positivo.
Para alcanzar metas hay que trazar planes y trabajar en un pensamiento positivo que nos aliente.

5. Practica el diálogo interno

La forma en como se habla consigo mismo podría influir en los pensamientos y en la forma en cómo se maneja el estrés y los sentimientos, según estudios. Suele suceder que somos los peores críticos nuestros, lo que puede ayudar a identificar nuestras áreas negativas.

Sin embargo, también puede convertirse en un monstruo que termina anulando las fortalezas o los pensamientos positivos. Mantener un diálogo interno positivo es la mejor forma para enfocarse.

Trabaja en lo que suele ser negativo; quizás no lo notes y lo hagas con el subconsciente. Preguntarle a un amigo o un colega si consideras que lo eres y en qué momento lo eres puede ayudarte a darte cuenta y a trabajar en ello.

¿Qué recordar sobre el mindset?

Tener una mentalidad de crecimiento ayuda a alcanzar el éxito. Consiste en pensar que con preparación, esfuerzo y trabajo se puede dominar cualquier habilidad. Los pensamientos positivos inciden en la salud y, además, fortalecen las convicciones de poder lograr las metas.

El éxito se logra aceptando críticas constructivas, enfrentándose a retos, siendo resiliente, estudiando posibilidades y trabajando duro para ello. No existe magia en ninguna solución. Ser positivo, esforzarse y pensar en resolver los problemas es lo que te dará el resultado que deseas.

Te podría interesar...
Ansiedad crónica, ¿en qué consiste?
Muy Salud
Leerlo en Muy Salud
Ansiedad crónica, ¿en qué consiste?

La ansiedad crónica se desarrolla progresiva, al punto de alterar las conductas de las personas que la padecen y que se ven limitadas.



  • Eric S. Kim, Kaitlin A. Hagan, Francine Grodstein, Dawn L. DeMeo, Immaculata De Vivo, Laura D. Kubzansky, Optimism and Cause-Specific Mortality: A Prospective Cohort Study, American Journal of Epidemiology, Volume 185, Issue 1, 1 January 2017, Pages 21–29, https://doi.org/10.1093/aje/kww182
  • Ng B. (2018). The Neuroscience of Growth Mindset and Intrinsic Motivation. Brain sciences, 8(2), 20. https://doi.org/10.3390/brainsci8020020
  • Dickerson, A. & Taylor, M. A. (2009). Self-Limiting Behavior in Women: Self-Esteem and Self-Efficacy as Predictors. Group & Organization Management. https://doi.org/10.1177/1059601100252006
  • Rood, L., Roelofs, J., Bögels, S. M., & Alloy, L. B. (2010). Dimensions of Negative Thinking and the Relations with Symptoms of Depression and Anxiety in Children and Adolescents. Cognitive therapy and research, 34(4), 333–342. https://doi.org/10.1007/s10608-009-9261-y
  • Michigan State University [Published 2014 Aug 26]. Achieving your goals: An evidence-based approach. Available from: https://www.canr.msu.edu/news/achieving_your_goals_an_evidence_based_approach
  • Kross, E., Bruehlman-Senecal, E., Park, J., Burson, A., Dougherty, A., Shablack, H., Bremner, R., Moser, J., & Ayduk, O. (2014). Self-talk as a regulatory mechanism: how you do it matters. Journal of personality and social psychology, 106(2), 304–324. https://doi.org/10.1037/a0035173