Tipos de urticaria

Existen muchos tipos de urticaria con pronósticos y desencadenantes distintos. Conozcamos sus principales características a continuación.
Tipos de urticaria
Diego Pereira

Revisado y aprobado por el médico Diego Pereira el 21 agosto, 2021.

Escrito por Josberth Johan Benitez Colmenares, 21 agosto, 2021

Última actualización: 21 agosto, 2021

De acuerdo con la American College of Allergy, Asthma and Immunology, la urticaria afecta al 20 % de la población al menos una vez durante su vida. Se trata de uno de los trastornos cutáneos mas frecuentes cuyos desencadenantes se pueden contar por decenas. A diferencia de lo que algunos creen, existen muchos tipos de urticaria, cada uno con manifestaciones particulares.

Aunque en general la condición no representa ningún tipo de riesgo para las personas, se recomienda que los pacientes con episodios recurrentes busquen asistencia médica para mantener un control de los brotes. Hoy te orientamos sobre las manifestaciones más comunes de la afección.

¿Cuántos tipos de urticaria existen?

Los tipos de urticaria son muy variados
Por lo general, los dermatólogos tienen en cuenta el origen y las manifestaciones clínicas de la urticaria para clasificar la enfermedad.

La urticaria no es una sola condición con características, evolución o desencadenantes específicos. En realidad agrupa una serie de manifestaciones cutáneas que comparten erupciones que se acompañan de inflamación y picor. No siempre es fácil hacer la distinción, ya que las líneas divisorias entre los episodios son muy delgadas.

Siguiendo a la Asociación de Afectados de Urticaria Crónica (AAUC), podemos distinguir los siguientes tipos.

1. Urticarias espontáneas

Se conoce como urticarias espontáneas al desarrollo de síntomas cutáneos sin que haya un aparente desencadenante. Los signos se desarrollan en cuestión de minutos y pueden afectar a cualquier parte del cuerpo. Los pacientes no predicen cuándo ocurren los episodios, tampoco pueden hacer nada para evitarlos. De acuerdo con su duración se distinguen dos subtipos.

Urticaria aguda

Estos episodios duran un par de horas, días o se extienden hasta 6 semanas. Columbia University Irving Medical Center señala que las posibles causas de estos cuadros son alergia a los alimentos, trasfusiones de sangre, picaduras de insectos e infecciones. Estas últimas son un motor importante, de modo que puedes desarrollar erupciones luego de un resfriado común.

Otros posibles desencadenantes son el contacto con algunos medicamentos (como la penicilina y los sulfamidas) y el estrés. Como bien lo señala Global Allergy & Airways Patient Plataform, con frecuencia los episodios se acompañan de ansiedad, ya que los pacientes no encuentran una explicación razonable y las reacciones pueden ser intermitentes mientras desaparecen.

Urticaria crónica

También se presenta de forma espontánea, pero en estos casos los síntomas se extienden durante más de 6 semanas. No existe un límite promedio para estas manifestaciones, pueden durar un par de meses o años sin que se encuentre la causa exacta del brote. Algunos investigadores apuntan que hasta el 50 % de las reacciones de este tipo tienen un trasfondo autoinmune.

Otros estudios sugieren que la infección por parásitos también la puede desencadenar. A pesar de estas teorías no existe un consenso sobre los desencadenantes.

Un artículo publicado en 2009 en European Journal of Allergy and Clinical Immunology indica que en uno de cada tres pacientes se reduce la intensidad de los síntomas si se mantiene una dieta libre de pseudoalérgenos.

Dado que esta variante puede durar años, y no existe un tratamiento estándar, la eliminación de ciertos grupos alimenticios puede ser un paliativo asequible, fácil y práctico. Este otorga resultados a un porcentaje importante de pacientes con urticaria crónica.

2. Urticarias físicas

En los tipos de urticarias anteriores no se conoce el desencadenante exacto de la manifestación cutánea. Con las urticarias físicas ocurre lo contrario, de manera que los pacientes pueden incluir hábitos para reducir los brotes. Existen muchos subtipos, entre los cuales destacamos los siguientes:

  • Urticaria por frío: como bien indica su nombre, se desencadena en presencia de bajas temperaturas. Algunos estudios sugieren que su prevalencia es en torno al 3 %. Se puede acompañar de resfriado o síntomas de alergias clásicos.
  • Urticaria por calor: se manifiesta cuando aumenta la temperatura, sin importar que el paciente esté expuesto directamente al sol. Los investigadores concuerdan que es más frecuente entre los 20 y 45 años de edad. Puede ser localizada o generalizada en todo el cuerpo.
  • Urticaria solar: similar al caso anterior, solo que esta vez sí existe una exposición directa con los rayos del sol. Se han reportado casos generalizados, pero son más frecuentes los brotes en las zonas que se han expuesto a los rayos solares.
  • Urticaria por presión retardada: se desarrolla cuando la piel se presiona durante varios minutos u horas. Por ejemplo, estar sentado durante mucho tiempo. No es necesario que haya fricción para que los síntomas aparezcan.
  • Urticaria facticia: de acuerdo con el American Osteopathic College of Dermatology (AOCD), afecta hasta el 5 % de la población. También se conoce como dermatografismo y por lo general no se acompaña de picazón. Se puede desarrollar en compañía de otros tipos de urticaria.

3. Otros tipos de urticaria

Los tipos de urticaria pueden empeorar con la actividad física
Algunos tipos poco frecuentes de urticaria pueden desencadenarse por el contacto estrecho y prolongado con ciertos objetos, incluyendo la ropa. El ejercicio puede empeorar los síntomas.

En compañía de los tipos de urticaria ya presentados, los dermatólogos distinguen otros que no pueden agrupar en estas categorías. Destacamos los siguientes:

  • Urticaria acuagénica: se produce por el contacto con el agua, ya sea en el entorno laboral o porque las personas se duchan en exceso durante el día. En raras ocasiones se puede generar por el sudor.
  • Urticaria por contacto: es muy similar a la dermatitis por contacto, de hecho en ocasiones es muy difícil determinar la diferencia entre ambas manifestaciones. La principal característica es que el paciente no desarrolla síntomas alérgicos, solo erupción.
  • Urticaria inducida por el ejercicio: variante poco frecuente en la que los pacientes manifiestan los síntomas luego de hacer cualquier tipo de actividad física. Los estudios indican que en ocasiones se puede acompañar de reacciones anafilácticas, sin que se haya encontrado una relación clara entre ambas afecciones.
  • Urticaria colinérgica: en este caso las erupciones aparecen luego del aumento de la temperatura corporal. La fiebre, el calor, la actividad física, las duchas calientes, la fricción, el estrés o las comidas picantes, entre otros, pueden generar este tipo de urticaria.

Algunas variantes no se pueden distinguir de otras con facilidad, de manera que te exhortamos a buscar asistencia médica para iniciar un tratamiento y seguir hábitos destinados a corregir las manifestaciones.

En ocasiones, las causas pueden estar relacionadas con reacciones alérgicas, así que es posible que el médico opte por descartar varios alérgenos durante el diagnóstico. En el caso de los tipos de urticarias con catalizadores puntuales debes evitar las actividades relacionadas para evitar que los brotes interrumpan tu día a día.

Te podría interesar...
Dermatitis herpetiforme y celiaquía: ¿cómo se relacionan?
Muy SaludLeerlo en Muy Salud
Dermatitis herpetiforme y celiaquía: ¿cómo se relacionan?

La dermatitis herpetiforme y la celiaquía están más unidas de lo que crees. Entra y descubre cómo la presencia de una es señal de la otra.



  • Bracken SJ, Abraham S, MacLeod AS. Autoimmune Theories of Chronic Spontaneous Urticaria. Front Immunol. 2019 Mar 29;10:627.
  • Claudy, A. (2001, November). Cold urticaria. In Journal of Investigative Dermatology Symposium Proceedings. Elsevier. 2001; 6 (2): 141-142.
  • Kolkhir P, Balakirski G, Merk HF, Olisova O, Maurer M. Chronic spontaneous urticaria and internal parasites--a systematic review. Allergy. 2016 Mar;71(3):308-22.
  • Magerl M, Pisarevskaja D, Scheufele R, Zuberbier T, Maurer M. Effects of a pseudoallergen-free diet on chronic spontaneous urticaria: a prospective trial. Allergy. 2010 Jan;65(1):78-83.
  • Pezzolo E, Peroni A, Gisondi P, Girolomoni G. Heat urticaria: a revision of published cases with an update on classification and management. Br J Dermatol. 2016 Sep;175(3):473-8.
  • Volcheck, G. W., & Li, J. T. (1997, February). Exercise-induced urticaria and anaphylaxis. In Mayo Clinic Proceedings. Elsevier. 1997; 72 (2): 140-147).