Causas y factores de riesgo de la fibromialgia

Con frecuencia, se considera que el sexo, la edad y la predisposición genética son factores que inciden en la aparición de la fibromialgia. Sin embargo, aún no queda del todo claro por qué.
Causas y factores de riesgo de la fibromialgia
Diego Pereira

Revisado y aprobado por el médico Diego Pereira el 18 junio, 2021.

Escrito por Maite Córdova Vena, 18 junio, 2021

Última actualización: 18 junio, 2021

Desde su reconocimiento como enfermedad en el año 1992 por parte de la Organización Mundial de la Salud, la fibromialgia se ha visibilizado cada vez más a nivel mundial. No obstante, las causas y los factores de riesgo de la fibromialgia siguen siendo un enigma.

La rigidez matutina, el malestar general, el dolor y la sensación de agotamiento constante, la falta de energía y otras molestias que afectan de manera generalizada, junto con otros síntomas inespecíficos y difusos dificultan la determinación del origen de la enfermedad.

Si bien hay personas que han percibido los síntomas a partir de momentos específicos de su vida (después de un periodo de estrés intenso, por ejemplo), otras no saben precisar cuándo comenzaron a sentirse mal. Algunas incluso indican que se han sentido así siempre.

Y a pesar de que se han realizado numerosas investigaciones, aún faltan datos que permitan llegar precisar el origen de la enfermedad. No obstante, existe consenso en torno a un posible origen multifactorial, es decir, la interacción de varios factores internos y externos.

La idea del origen multifactorial tiene sustento en la forma en que la fibromialgia afecta a varios sistemas del cuerpo, de manera simultánea, como el sistema nervioso, el inmunitario y el endocrino, como se indica en un artículo publicado en la revista Clínica y Salud en el año 2008.

Género

Los factores de riesgo de la fibromialgia incluyen el sexo
Al igual que lo que sucede en muchas enfermedades reumatológicas, la fibromialgia es más frecuente en mujeres.

La American College of Rheumatology indica que la fibromialgia es una enfermedad que afecta a entre el 2 y el 4 % de la población en general. De dicho porcentaje, se ha observado que tiende a ser más frecuente en mujeres que en hombres, aunque ambos pueden padecerla.

Aunque el género femenino se considera como uno de los factores de riesgo de la fibromialgia, tal y como se indica en varios estudios, la enfermedad no es exclusiva de las mujeres de mediana edad, a diferencia de lo que se suele creer en primera instancia.

Edad

De nuevo, teniendo en cuenta lo expuesto por la American College of Rheumatology, tenemos que, aún cuando puede aparecer en la adolescencia o en la tercera edad, la fibromialgia suele ser más frecuente en adultos de edad media.

“El rango de edad en la que más se diagnostica es entre los 25 y 60 años” expone la Asociación de Fibromialgia en Madrid (AFIBROM).

Genética

La fibromialgia también podría aparecer como consecuencia de una predisposición genética, aunque los expertos consideran que esta no sería la única causa. Respecto a esto, un artículo de revisión explica lo siguiente:

Se ha observado una predisposición genética a desarrollar fibromialgia con una probabilidad ocho veces mayor en familiares directos de un paciente con esta patología, además en diversos estudios se han descrito polimorfismos en el gen catecol-ometiltransferasa, existiendo así un déficit en la degradación de las catecolaminas”.

Estrés

Los factores de riesgo de la fibromialgia incluyen el estrés
Los factores emocionales pueden tener un rol fundamental en el origen de la fibromialgia, aunque los estudios no son muy concluyentes.

En el año 1984 Lazarus y Folkman postularon que las experiencias estresantes, la respuesta de la persona hacia las mismas y los recursos para gestionar el estrés eran factores que deberían valorarse en caso de fibromialgia.

A partir de entonces, con frecuencia, se ha relacionado algunos trastornos del estado del ánimo (ansiedad y depresión) y los altos niveles de estrés con la aparición de la fibromialgia. Sin embargo, aún no existe completa claridad en torno a la idea del estrés como principal factor desencadenante.

Aún cuando se ha observado que la ansiedad, la depresión, el estrés, el síndrome de fatiga crónica y otros problemas de salud coexisten con la fibromialgia, no existe certeza de si estos podrían suponer parte de su origen.

Hay que tener presente que la fibromialgia es un trastorno que va más allá de la esfera psicológica y emocional, pues también afecta de manera física.

Según la American College of Rheumatology, la investigación actual sugiere que la fibromialgia no es un trastorno autoinmune, ni un problema musculoesquelético, articular o muscular. Por otro lado, para muchos, hoy por hoy la fibromialgia se podría considerar como un trastorno neurológico.

Otros posibles factores de riesgo de la fibromialgia

Además de los factores de riesgo de la fibromialgia ya mencionados, se considera que ciertas infecciones (Epstein Barr, parvovirus y enfermedad de Lyme) y las enfermedades reumáticas (artrosis, artritis reumatoide, lupus, espondilitis aunquilosante) pueden elevar el riesgo de sufrir fibromialgia. Asimismo, se considera que la exacerbación podría ser mutua.

Si bien sigue siendo desconcertante el origen de esta enfermedad crónica, la ciencia no deja de investigar los factores de riesgo de la fibromialgia para ofrecer un mejor pronóstico y opciones de tratamiento.

La buena noticia es que, aún cuando su origen sea misterioso y afecte de manera crónica, la fibromialgia puede tratarse. Por ello, los pacientes pueden aprender a sobrellevar los síntomas y mantener una buena calidad de vida.

Te podría interesar...
¿Qué es la fibromialgia?
Muy Salud
Leerlo en Muy Salud
¿Qué es la fibromialgia?

La fibromialgia es una enfermedad crónica que se caracteriza por un dolor musculoesquelético moderado a intenso generalizado.