Los tipos de ADN

Existen muchos tipos de ADN. A continuación te presentamos sus distinciones de acuerdo con su estructura y funciones.
Los tipos de ADN
Diego Pereira

Revisado y aprobado por el médico Diego Pereira el 12 septiembre, 2021.

Escrito por Josberth Johan Benitez Colmenares, 12 septiembre, 2021

Última actualización: 12 septiembre, 2021

Hablar de tipos de ADN no es una tarea fácil. A grandes rasgos, las características de las moléculas son las mismas, aunque si somos más atentos descubrimos algunas funcionalidades o particularidades que merecen la atención. Piensa en el ADN como un manual de instrucciones que permite a las células realizar todas sus funciones. Está en casi todas las células, desde el ser humano hasta las bacterias.

Tal y como nos lo señala Nature Education, el ADN está conformado por nucleótidos. Cada tipo contiene una molécula conocida como base nitrogenada, y se han identificado cuatro de estos en total: adenina, timina, guanina y citosina. Con frecuencia se abrevian con su iniciales; es decir, A, T, G y C. Veamos un resumen de los tipos de ADN más importantes de acuerdo con sus características.

Tipos de ADN según su estructura

Descubrir los tipos de ADN requirió mucho esfuerzo
El descubrimiento de la estructura y los tipos de ADN no fue tarea fácil. Buena parte de la segunda mitad del siglo XX se caracterizó por estos hallazgos, e inclusive hoy en día existen dudas.

La primera división que podemos hacer del ácido desoxirribonucleico es en referencia a su estructura primaria. Los dos tipos posibles según estas consideraciones son los siguientes.

ADN monocatenario

En este caso la molécula no la forman dos hebras entrelazadas con un diseño helicoidal, sino una sola. Debido a esto no existen pares de bases, sino una secuencia lineal del ADN. Está presente en los virus, los cuales se denominan virus ssDNA.

De acuerdo con los investigadores, los virus de este tipo infectan principalmente a bacterias, arqueas y eukarias. Algunos son capaces de infectar a humanos y animales, pero no se relacionan con enfermedades importantes. Los más conocidos son todos los virus de la familia Parvoviridae.

Muchos de estos presentan una secuencia en forma de círculo en vez de una lineal. Algunos desarrolla este diseño durante el proceso replicativo.

ADN bicatenario

Es el tipo más familiar para las personas, ya que consiste en dos cadenas en forma de hélice unidas entre sí a través de enlaces de hidrógeno, como bien nos recuerda el National Human Genome Research Institute.

Los investigadores señalan que el diseño facilita la corrección de errores, la eliminación de daños en la estructura del ADN y por supuesto su replicación. A grandes rasgos, el ADN bicatenario es más estable y complejo que el monocatenario.

Aun así, muchos virus manifiestan este tipo de ADN. Fue descubierto el 25 de abril de 1953 por los científicos James Watson y Francis Crick.

Tipos de ADN según su estructura secundaria

La división más importante de los tipos de ADN la encontramos si tenemos en cuenta su estructura secundaria. En términos simples, la diferenciación consiste en la conformación o el plegamiento de los pares de base de la molécula. Es decir, el ángulo y forma externa (aunque en realidad es más complejo que esto). Veamos las divisiones que hacen los científicos.

ADN B

Es el más común de todos y se distingue por sus altas concentraciones de humedad. Esta es de aproximadamente 90 % y acepta hasta doce moléculas de agua en cada uno de sus surcos. Este tipo de ADN es el que se utiliza con frecuencia en los libros de texto para representar las cadenas de moléculas.

Su sentido de giro es hacia la derecha y puede alcanzar un ángulo de rotación de hasta 36°. Su diseño es muy estable, en parte por el apilamiento de las bases nitrogenadas y por la disposición de los enlaces de hidrógeno en sus pares de bases.

ADN Z

Es el menos frecuente de los tres tipos de ADN, ya que solo se presenta en condiciones específicas. Se caracteriza por una estructura larga, estrecha y dispareja, con un patrón en zigzag (de ahí su inicial).  Tiene un aproximado de doce pares de bases por cada vuelta y es el único que gira hacia la izquierda. Su ángulo de rotación es de -30°.

ADN A

En este caso, las hélices de la estructura cuentan con un bajo índice de hidratación. Esta, por lo general, se localiza alrededor de 70 %. Solo se obtiene en muestras de laboratorio, con condiciones de humedad relativamente escasas. Se caracteriza por una forma ancha y corta, con un sentido de giro hacia la derecha.

Entre sus hendiduras la cadena solo acepta cinco moléculas de agua, por esto su baja concentración de humedad. Se encuentra con mayor frecuencia en el proceso de transcripción de ADN a ARN. Su ángulo de torsión, en promedio, es de 32°.

Tipos de ADN según su funcionalidad

Si consideramos la función del ADN, podemos distinguir dos tipos: codificante y no codificante. Ten presente que se trata de la misma cadena y que esta comparte las características anteriores. Es decir, no hay un ADN codificante, tipo B o bicatenario por separado. Se trata de un solo ADN, solo que con particularidades diferenciadoras. Tenlo en cuenta al leer lo siguiente.

ADN codificante

Los tipos de ADN codificantes permiten crear proteínas
El ADN codificante es especialmente importante para construir las proteínas a partir de aminoácidos. Muchos tejidos, como el muscular, requieren grandes cantidades de estas moléculas para funcionar.

Solo el 1 % de la cadena de ADN proporciona información de genes para codificar proteínas. Las proteínas se crean a partir de la información del ADN que sirve como receta para agrupar los aminoácidos. En este sentido, solo el 1 % del ADN permite codificar estas instrucciones.

ADN no codificante

El 99 % del ADN es no codificante. Es decir, no proporciona información útil para el diseño de las proteínas. Por supuesto, esto no quiere decir que esta sección no tenga ninguna función. Como nos recuerda el National Human Research Institute, su trabajo es regular la activación de los genes y regir los comandos de agrupación del ADN en los cromosomas, entre otras cosas.

Durante muchos años se creyó que este tipo de ADN era basura. Hoy, aunque es cierto que se ignoran muchas de sus funciones, se sabe que cumple un papel importante en la cadena.

Como ya has intuido, el ADN humano es bicatenario de tipo B. Tiene, a su vez, partes codificantes y no codificantes. El mecanismo y las características que distinguen a cada tipo son más técnicos de lo descrito, pero evidencian la enorme complejidad que se esconde detrás de una cadena de moléculas. La vida en sí misma solo es posible gracias a su accionar.

Te podría interesar...
Diferencias entre ADN y ARN
Muy SaludLeerlo en Muy Salud
Diferencias entre ADN y ARN

El ADN y el ARN son moléculas similares que cumplen una gran función en nuestro cuerpo. Pero, ¿cuáles son las diferencias entre ellas?



  • Malathi, V. G., & Devi, P. R. ssDNA viruses: key players in global virome. Virusdisease. 2019; 30(1): 3-12.
  • Strauss, B. S. Why is DNA double stranded? The discovery of DNA excision repair mechanisms. Genetics. 2018; 209(2): 357-366.