Diagnóstico del virus del papiloma humano

Una de las enfermedades de transmisión sexual más comunes en todo el mundo es la infección por VPH. Esta, a menudo, cursa de manera asintomática, lo que complica su diagnóstico.
Diagnóstico del virus del papiloma humano
Leonardo Biolatto

Revisado y aprobado por el médico Leonardo Biolatto el 11 julio, 2021.

Escrito por Maite Córdova Vena, 11 julio, 2021

Última actualización: 11 julio, 2021

Si bien se ha promovido la importancia del sexo seguro como medida de prevención, el diagnóstico del virus del papiloma humano (VPH) no deja de ser frecuente en la consulta médica. La infección por VPH es una de las enfermedades de transmisión sexual más comunes a nivel mundial.

La cifra de hombres y mujeres infectadas (que ronda entre el 80 y el 90 %) ha sido confirmada en numerosas ocasiones, incluso por la Oficina Regional para las Américas de la Organización Mundial de la Salud.

El gran reto detrás del diagnóstico del virus del papiloma humano reside en el número de pacientes asintomáticos. Estos, al no notar ningún signo ni síntoma, no llegan a ser conscientes de que pueden continuar propagando el virus a otras personas.

Y como podremos imaginar, esto tiene un efecto de bola de nieve a la hora de precisar aún más las cifras. Aún así, en las últimas décadas el diagnóstico del virus del papiloma humano se ha facilitado en gran medida gracias a la llamada prueba de Papanicolaou.

Pruebas para mujeres

Durante la consulta ginecológica, el médico puede recurrir a la citología o prueba de Papanicolaou para detectar la infección por VPH. Esta herramienta se posiciona como una de las mejores para llegar al diagnóstico del virus del papiloma humano en mujeres.

De acuerdo con los expertos de la American Cancer Society, la prueba de Papanicolaou se realiza de la siguiente manera: se introduce un espéculo en la vagina para facilitar el acceso y se frota delicadamente un instrumento especial por el tejido del cuello uterino; se extrae una muestra de células y se la lleva a analizar al laboratorio.

La prueba del VPH se puede realizar de forma simultánea a la de Papanicolaou, pero en vez de buscar cambios en las células del cuello uterino se busca el virus. Se considera que es útil para detectar la infección en mujeres de 30 años en adelante que han tenido un resultado anómalo en el Papanicolaou.

En el caso de que se detecte la infección, la mujer tiene un mayor riesgo de presentar lesiones precancerosas en el cuello uterino. Por ello, el tratamiento y el seguimiento se hacen más que fundamental.

La citología mediante Papanicolaou (cribado estandarizado) reduce la morbilidad y la mortalidad por cáncer de cérvix en el 75 % de los casos

Comité Asesor de Vacunas (CAV) de la Asociación Española de Pediatría

Consulta ginecológica.
Una consulta ginecológica regular puede ser suficiente para programar un Papanicolaou o realizarlo en el momento, si están dadas las condiciones.

Recomendaciones para la citología

  • Las mujeres entre 21 y 29 años deberían hacerse una citología cada 3 años, como parte de su chequeo ginecológico.
  • Las mayores de 30 años (hasta los 65) deberían hacerse una prueba de Papanicolaou cada tres años y una prueba de VPH cada cinco años, así no presenten dolor de ovarios ni ningún otro problema de salud evidente.
  • Si la mujer es VIH positivo y menor de 30 años, debe hacerse una prueba de Papanicolaou 1 vez al año. Si después de 3 pruebas se observan resultados normales, la prueba se puede volver a hacer cada 3 años.
  • De no hacerse chequeos ginecológicos periódicos, el riesgo de cáncer aumenta considerablemente.

    Pruebas para hombres

    Tanto el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) como la American Cancer Society exponen que, hasta ahora, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) no ha aprobado ninguna prueba de VPH para los hombres. De hecho, no existe un método aprobado y validado para detectar el virus en otras partes del cuerpo que no sea el cuello uterino. Esto incluye la cavidad bucal.

    En este sentido, hay un límite científico a la posibilidad de rastrear en el sexo masculino con la misma eficacia que se rastrea en las mujeres. Por lo pronto, las recomendaciones siguen siendo profilácticas y de prevención del contagio con relaciones sexuales seguras.

    Biopsia de verrugas genitales

    El diagnóstico del virus del papiloma humano se puede confirmar cuando se realiza una biopsia. Este es un procedimiento prácticamente indoloro que el ginecólogo realiza si en la colposcopia detectó alguna alteración en el cuello del útero.

    Los resultados del análisis permiten definir en qué casos será necesario el tratamiento y cuándo solo hará falta aumentar la regularidad de los controles periódicos. Ciertos informes de la anatomía patológica determinarán que los cambios celulares no son concluyentes, por lo que el profesional volverá a citar a la mujer en 6 meses, por ejemplo.

    Hay que recordar que hay muchos tipos de VPH que desaparecen por sí solos, que no requieren tratamiento y que no causan mayor problema. Sin embargo, muchos otros no desaparecen, requieren abordaje y pueden suponer complicaciones graves. Razón por la que se hacen tan importantes los chequeos médicos periódicos.

    Virus del papiloma humano.
    El virus del papiloma humano (VPH) tiene variados tipos. Algunos no necesitan tratamiento, pero otros sí.

    ¿Qué hacer si una prueba de VPH da positivo?

    Si una prueba de VPH da positivo, no te apresures a sacar conclusiones. En la consulta, el médico te indicará todo lo que necesitas saber.

    Ten en cuenta que existen muchos tipos de VPH y cada uno supone una serie de abordajes distintos. Algunas versiones del virus pueden requerir tratamiento y otras no.

    El hecho de que tengas verrugas genitales no necesariamente implica que vas a sufrir de cáncer en el futuro. Por otro lado, no tener ningún síntoma tampoco quiere decir que ya te hayas curado o que no puedas infectarte con otro tipo de VPH en el futuro. También valora la situación de que puedes infectar a otras personas al tener contacto sexual de cualquier índole.

    En vista de todo lo anterior, al ver tus resultados espera a recibir la información que te brinde el médico en consulta. Un positivo para VPH puede ser poco concluyente y serás citada en 6 meses para repetir la citología. En cambio, un positivo rotundo se puede tratar y es casi seguro que lo has detectado a tiempo.

    Te podría interesar...
    Tratamiento del virus del papiloma humano (VPH)
    Muy SaludLeerlo en Muy Salud
    Tratamiento del virus del papiloma humano (VPH)

    El tratamiento de la infección por el virus del papiloma humano está enfocado en la eliminación de los síntomas y la prevención del cáncer.